Me quedaría a vivir en un concierto de Dorian

Me quedaría a vivir en un concierto de Dorian

La pasada noche del 17 de mayo, Dorian trajo su gira a la ciudad de Sevilla. La sala Custom fue el enclave perfecto para este evento. Teniendo en cuenta que hacía años que la banda no hacía gira por Andalucía, y que mucho menos pasaba por Sevilla en este formato (recordemos que les hemos podido ver en festivales como el Interestelar de Sevilla o el Granada Sound de Granada), las ganas de su público por disfrutar de un show de más de 45 minutos era real.

Me quedaría a vivir en un concierto de Dorian
Fotografía de Patricia del Zapatero

Los de Marc Gili salieron al escenario al ritmo de ‘La isla’, uno de los temas más emblemáticos de su último trabajo, Justicia Universal. Asistir a un show de Dorian siempre es sinónimo de sensaciones, de impulsos que desconocemos que nos hacen saltar… y sobre todo de una puesta en escena que está muy por encima del resto. El confeti y las luces, acompañados de vestuarios oscuros, de lentejuelas y de estampados extravagantes que son el sello de identidad de Dorian, crean una atmósfera muy diferente a lo que nos tiene acostumbrado nuestro indie patrio.

A esto hay que sumar que en Justicia Universal encontramos un Dorian más lírico, contrapuesto con la electricidad que transmiten sus canciones. Lo cierto es que los directos de Dorian les hacen mucha justicia a sus temas; encontramos muchos más matices en las bases y la instrumentalización de las canciones. De hecho, la misma banda le dio la vuelta a otra de sus creaciones icónicas para terminar el concierto, ‘Tristeza’.

Me quedaría a vivir en un concierto de Dorian
Fotografía de Patricia del Zapatero

Una banda referente

A estos temas también se les sumaron ‘Arrecife’, ‘El temblor’, ‘Cualquier otra parte’ y las composiciones más relevantes de Justicia Universal, como ‘Duele’, ‘Hasta que caiga el sol’, ‘Noches Blancas’ o ‘Cometas’.

Para concluir hay que destacar una reflexión (de las muchas) que hizo Marc Gili durante el concierto: “La gente nos miraba por encima del hombro cuando decíamos que queríamos tener una banda de música independiente. Nunca dejéis que os digan lo que tenéis que hacer”. Gatrópolis añade al respecto que tenemos mucha suerte de contar en nuestro panorama musical con bandas que creen estilos tan suyos, tan puros, se enfrenten a los qué dirán y nos regalen su lado más personal a modo de música.

Fotografía de portada de Patricia del Zapatero.

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *