Hace unos días, en Gatrópolis informamos sobre la gira mundial que bajo el título Shine a Light viene realizando Bryan Adams.

Bryan Adams nos devuelve el sonido de los ochenta

La gira Shine A Light Europe 2019 ha traído a Bryan Adams a España, y con él, al estilo inconfundible de un artista que sigue en plena forma.  El pasado día 3 llenó en su actuación en Murcia, en el Palacio de Deportes, y ayer en Sevilla deleitó a un público que no quiso perderse a una de las voces más carismáticas del pop/rock y el hard rock de los 80, aunque con la misma vitalidad en 2019.

Se trataba de una oportunidad que no se podía pasar por alto para ver en directo al polifacético artista canadiense y escuchar su voz rasgada. La gira Shine A Light Europe 2019 está sirviendo para presentar el último trabajo discográfico de Bryan Adams, Shine A Light, y de paso, como es habitual en estos reencuentros con los seguidores, recordar esos temas que le han hecho ser uno de los top de la música.

Acompañado por Mickey Curry (batería), Gary Breit (teclista), Solomon Walker (bajista) y su partenaire en el escenario, Keith Scott (guitarrista), impecable en ‘Run To You’, Bryan Adams comenzó con mucha fuerza con el pegadizo tema ‘The last night on Earth’, del último álbum, Shine A Light. A partir de ahí, un estudiado repertorio ayudó a rememorar la rica tradición del canadiense de Kingston, donde naciera hace 60 años (quién lo diría).

‘Somebody’, ‘Can’t Stop This Thing We Started’, ‘Run To You’… fueron el preámbulo al tema estrella de Shine A Light, el que lleva el mismo título, ‘Shine A Light’, para pasar a la emblemática canción ‘Heaven’, que al igual que otras que forman parte del cancionero de Bryan Adams sonaron en el sevillano Pabellón de Deportes de San Pablo: ‘Have You Ever Really Loved a Woman?’, que inmortalizara con la genial guitarra de Paco de Lucía; ‘(Everything I Do) I Do It for You’, en acústico; ‘Please Forgive Me’; o ‘Summer of ’69’. 

Con un público, de diversas edades, entregado, Bryan Adams fue exhibiendo otros de sus éxitos, como ‘Go Down Rockin’, ‘It’s Only Love’, ‘Cloud number 9’,  ‘You Belong to Me’, ‘Here I Am’ (perfectamente acompañado por el piano de Gary Breit), ‘When You’re Gone’ (asimismo en acústico), ‘Back To You’, ‘The Only Thing That Looks Good On Me Is You’, ‘Cuts Like A Knife’, ’18 til I Die’, ‘I’m Ready’ o ‘One Night Love Affair’… así hasta cubrir prácticamente dos horas.

El canadiense, que intentó interactuar con el público en un elogiable interés por hablar en español, se presentó diciendo «hola, soy Bryan Adams», para al final de su actuación comentar en inglés su satisfacción por cumplir el sueño de cantar en España, reconocer su admiración por la música española y su amor a la guitarra flamenca, y recordar su relación con su padre, fallecido recientemente, a quien le debe la influencia positiva que ha tenido sobre él en este sentido. En su memoria interpretó ‘Straight from the heart’ («…Don’t ever leave my darling…»).

La apoteosis llegó cerrando el concierto, al cantar el icónico ‘All for Love’ en acústico, con el recinto sevillano a oscuras, tan solo iluminado por las linternas de los móviles. Ello fue durante los bises, en los cuales le tocó el turno también a la novedosa ‘I could get used to this’, de Shine A Light, o a ‘I Fought The Law’. 

Y así fue como Bryan Adams le regaló ayer a Sevilla su música y su saber estar sobre un escenario, diciendo adiós con ‘Let’s Make a Night to Remember’.

Es gratificante y plausible la presencia en España de artistas del nivel de Bryan Adams, y Sevilla ha tenido la fortuna de disfrutar de su música. Tras Murcia y la capital andaluza le tocará el turno a Madrid.

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *